17 de julio de 2017

A veces


... a veces abro los ojos y te veo cobijada en mi pecho, es entonces que me doy cuenta que no estoy despierto, con ese leve ronquido tuyo rompiendo el cruel silencio, de esta vieja habitación que aún guarda tus secretos... a veces siento tu olor y la suavidad de tus cabellos, con ese vaivén de tu leve respirar junto a tus senos, la textura deliciosa de tu piel y sé que no es cierto, pero me niego a abrir los ojos y perderte de nuevo... a veces siento la dulce humedad de tu hermoso sexo, tu voz en mi oído preguntándome si es verdad que te deseo, mi sexo atrapado por el dócil jugueteo de tus dedos, y esa boca mágica que lograba levantar hasta los muertos... a veces escucho tu llanto por la esquina del ropero, vuelve a la cama te ordeno fingiendo estar molesto, vienes a mí con tu cuerpo helado y te aferras a mi pecho, yo te seguiré amando sin importar que hayas muerto...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


14 de julio de 2017

En ese cuartucho


... quién hubiese imaginado que esa mañana, en que despertamos juntos, mi alma quedaría atrapada en aquella ventana, donde casi no dijimos mucho... el sol del invierno iluminando la cama, y nuestros secretos en ese cuartucho, la tristeza como siempre ahogando las ganas, y aquel cruel silencio mutuo... nunca pude decirte cuanto te amaba, que transformabas todo mi mundo, hoy camino como si no me faltara nada, aunque en realidad sólo soy un loco desnudo... te sigo esperando bajo aquella ventana, con la voz en mi garganta hecha un nudo, deseando que de mí alguna vez te acordaras, y vuelva a ser el mismo hombre suertudo...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


4 de agosto de 2016

Sol y Luna


... si tan sólo pudieras verlas, son algo así como la noche y el día... una es demasiado dulce y tierna, la otra un poco distante y fría... quién hubiese imaginado que sus piernas, estaban destinadas a hacerse compañía... una es tan radiante y resuelta, la otra un tanto oscura y tímida... quedaron atrapadas aquella noche de juerga, donde no sabían lo que hacían... una es super romántica y aventurera, la otra siempre callada y huidiza... quién hubiese apostado que sus lenguas, encontrarían el camino de la dicha... una es soñadora y altanera, la otra casi siniestra y sencilla... pero la forma como encajan sus caderas, les dijo que fueron hechas para amarse en esta vida... una es totalmente loca y fiestera, la otra sensible y sumisa... quien hubiera pensado que sus miles de tropiezos, las encaminarían a la felicidad que creyeron que nunca encontrarían... y es que con tantísimas diferencias, en algo sí se parecían...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


15 de julio de 2016

Verso incompleto


... tal vez este verso sea para alguien más, quizás para alguien que hoy no recuerdo... sólo una silueta de un domingo al despertar, con ella acurrucada sobre mi cuerpo... su dulce voz y aquella exquisita humedad, y sus dedos hurgando entre mis secretos... esa piel blanca que se veía en la oscuridad, con esos inmensos y hermosos pechos... esos labios que no me cansaba de besar, los de su boca como también los de su sexo... y aquella curiosa risita suya al terminar, ahora sé que me amaba sin miedo... nos fuimos perdiendo entre el olvido y la soledad, nunca más volvimos a vernos... sólo su nombre quisiera poder recordar, y poder buscarla cuando vaya al infierno...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


27 de junio de 2016

Jauría de locos


... te veo junto a tu familia en la acera, como si fueras la más cuerda, en esa jauría de locos... tus pasos pequeños, tu silueta esbelta, como una muñeca perfecta dentro de un circo de monstruos...

... un bello ángel del cielo, que sólo guarda silencio, entre gritos e insultos de un idioma ya roto... una ninfa que espera, tan sólo ser descubierta, como un lunar entre la sucia piel de un ogro...

... una diosa que ansía llegar, más allá de la libertad, a un mundo que conoce muy poco... una mujer que se cree transparente, un fantasma silencioso entre la gente, sin saber que es admirada por todos...

... y que apenas me logras mirar, con esos ojos que dicen háblame ya, y yo sin saber ni el cómo... un día de estos me acercaré mucho más, robarte un beso, una sonrisa quizás, a ver si consigo llevármelo todo...

... y es que vienes de un mundo irreal, tanto que hasta me es familiar, que somos el uno para el otro.... que naciste así sin más, para ahuyentar mi soledad, que fuiste enviada del infierno para hacer feliz a este loco...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


25 de junio de 2016

Te voy a encontrar


... y te encontraré... más allá de la muerte, más allá de la eternidad, más allá del infierno, mucho más allá de Dios, de sus caprichos y su ego, más allá de los demonios que gobiernan la tierra e impiden que podamos vernos, más allá de nuestro destino escrito, mucho más allá del amor y del estúpido cupido, más allá de la inmortalidad, más allá de cualquier maldición, mucho más allá de lo que tenga que esperar, más allá de cualquier galaxia, y mucho más allá de cualquier imaginación, más allá de cualquier sueño, odio o frustración... te voy a encontrar... el universo en toda su piedad, hará que nos veamos de nuevo...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


22 de junio de 2016

El monstruo que deseas


... aveces quisiera ser ese monstruo, insano, pervertido y tosco que tanto deseas... que no le importe tus sentimientos y te use como si fueras una simple muñeca... que satisfaga tus deseos, pervirtiendo cada agujero, hasta que te olvides de quien eras... que me meta en tus entrañas, y que goces hasta las lágrimas, rogando que me detenga... liberarte con mi orgasmo, verte sobre mi colchón sudando, rodeado de tus piernas... aveces sólo quisiera ser ese monstruo, que te rompa todo y lo poquito de inocencia que te queda... que tal vez sea la única forma, de que te quedes conmigo, y dejes de brincar en la cama de cualquiera...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


15 de junio de 2016

Sarah


... cuando decidí separarme de Sarah, tenía la certeza de que no habíamos nacido para estar juntos, nuestras diferencias eran tan abismales, que parecíamos de mundos diferentes, de especies diferentes, y creí poder encontrar la mujer soñada en otra parte... pero este asqueroso mundo, la vida y el tiempo, se encargaron de mostrarme, en cada tropiezo, en cada rincón donde intenté acomodar mi cama, que Sarah era la única mujer con la cual podía tener más coincidencias que con cualquier otra... fue entonces que sin desearlo empecé a extrañarla, en cada desatino de las otras, Sarah lucía como la más lúcida e inteligente, con sus ocurrencias, sus locuras, esas ideas que sólo ella podría imaginarlas, y que las demás, no lograban llegarle ni a los talones... aún así, decidí hacerle frente a mi destino, ya había escogido mi camino lejos de ella, y que retroceder es de cobardes, me dije, asumí la culpa de haber perdido la oportunidad de ser feliz, por estar imaginando tontamente, que el destino me guardaba algo mejor en alguna parte... pero el mundo, que es un maldito bueno para nada, nos puso otra vez en el mismo camino para que tropezáramos, y el estar allí, mirándole los ojos a escasos centimetros de su boca, que me di cuenta que toda esa perfección realmente no existía, que mi mente lo había inventado, que había vivido veinte años dentro de un sueño extraño que no encajaba con la realidad... y que la Sarah, de la que me enamoré una vez, cuando apenas era un niño, ya no existía... sólo quedaba la Sarah que terminé odiando, y la que convirtió mi vida en una horrenda pesadilla... aquella noche fue, lastimosamente, un reencuentro y una despedida...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


27 de abril de 2016

Sin ti y sin mí


... una imagen en blanco y negro, quizás sea todo lo que tengo, de lo que una vez sentí por ti... que hoy ya no sé ni lo que siento, que son tan vagos los recuerdos, lo que pude vivir junto a ti... y no creo que se llame miedo, es sólo que hoy prefiero, seguir gastando mi tiempo lejos de aquí... sólo eres un borrón en mi cerebro, una hoja arrancada de mi cuaderno, algo que nunca debió existir... hoy sigo mirando los inviernos, como una especie de consuelo, el anuncio que algo está por venir... ya no tengo miedo al infierno, y la muerte es tan sólo un pretexto, el destino dejó de escribir para mí... deseo no ver tu rostro de nuevo, ni siquiera te pareces a lo que yo espero, pierdes tu tiempo estando aquí... llámame iluso, que eso sí lo acepto, hoy sólo vivo esperando un sueño, que sé que nunca va a venir... si quieres, ve tú y retrocede el tiempo, a ver que mierda logras con ello, nuestro presente siempre será así... si te prometí algo, se lo llevó el viento, no soy el mismo si te sirve de consuelo, la vida sigue, sin ti y sin mí...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura


20 de abril de 2016

Mi gato y tu búho


... todo se basa en que tu gato y mi búho se lleven bien... es lo que me dijiste aquella noche cuando planeabamos vivir juntos, y yo poca importancia le di... un gato y un búho? qué semejanza podrían tener, como para que logren vivir juntos y en paz? si la única similitud es que ambos son siniestros y les encanta la noche... además uno es un ave, el otro un felino, y esas dos especies nunca se han llevado bien...

... y nuestras vidas se golpearon, como si fuéramos víctimas del choque de dos autos, así estábamos de heridos, de magullados, accidentados, nos arrastrábamos intentando sobrevivir cada uno por su lado... nos fastidiaba que el otro no entendiera nuestro punto de vista, y mortificados nos gritábamos, nos agredíamos, nos insultábamos, como si fueramos animales de diferente especie intentando vivir en una misma jaula...

... la impotencia fue calando en nuestra alma, el silencio se apoderó de nuestros cuerpos, el odio reemplazó nuestras charlas, y los sueños se fueron perdiendo en nuestros malos pensamientos... ya no había más que decir, lo habíamos intentado todo, lo habíamos dicho todo... o al menos es lo que creíamos, que habíamos dado todo el uno por el otro, y que ya no había más por hacer, y que nada salvaría esta relación hecha pedazos ...

... empezaste a hacer tus maletas sin decir una sola palabra, el adiós era la única palabra que nos faltaba pronunciar... en eso recordé a mi gato, que lo había dado por olvidado, que por estar sumergido en tantas peleas sin solución, lo había dejado prácticamente abandonado... recordé que teníamos que estarlo separando, las peleas con el búho eran como el pan diario, todo un escandalo, y tenía que estar sacando al pobre gato al patio...

... salí en la madrugada a buscarlo, imaginé que nos había abandonado, incluso hasta había olvidado alimentarlo... de pronto lo vi, llevando algo en el hocico, cruzando a toda velocidad por el muro del vecino con dirección a nuestra ventana, y al entrar a la sala que estaba en penumbra, pude ver como el gato entregaba el ratón al búho, el cual lo tragaba de inmediato, para luego volar hasta la despensa de la cocina...

... en ese instante te vi levantada, caminando sonámbula por un poco de agua, y pudiste ver junto a mí, cómo el búho abría la puerta de la despensa y dejaba caer el alimento para gato justo en su taza... cómo es posible? dijiste... los dos nos quedamos completamente asombrados, mirando ese supuesto milagro...fue entonces que lo entendi todo, te tomé de la mano, te miré a los ojos esbozando una sonrisa y te dije... ya sé lo que nos estaba faltando...


Luis de BurgEl Demonio de la Cámara Oscura